domingo, 31 de marzo de 2013

ADO del Callao 1971


La formación de izquierda a derecha:

Parados: Arias, Walter Escobar, Santillana, Zárate, Rosales y Manuel "Chicho" Uribe.

Hincados: Henry Perales, Víctor "Pichicho" Benavides, Reyes, Marcos Portillas y Ubilluz.


6 comentarios:

Anónimo dijo...

walter escobar gran lanzador de penales,y chicho uribe ya lo han dejado entrar en el peru? un gran culpable de la eliminacion de peru al mundial de alemania 74 junto a los dirigentes y vividores de la epoca,un nefasto entrenador y algunas majaderias de algunos jugadores no quiero nombrar a ninguno para que no se moleste cubillas.

Carlos C. dijo...

Leyenda negra que pesa injustamente sobre Cubillas. El Nene tuvo la mala suerte de cerrar un contrato millonario con el Basel de Suiza precisamente cuando se iniciaba la eliminatoria de 1973 y ello generó que parte de la prensa envidiosa y también de algunos de sus colegas se creara una mala vibra contra nuestro mejor jugador. La ausencia de Cubillas en el partido definitorio en Montevideo fue un tema manejado por el cuerpo técnico del equipo y los médicos de la selección. Aquel día Cubillas comentó el partido en Panamericana Televisión y la final del mismo en medio de lágrimas afirmó que el quiso y pudo jugar pero no lo dejaron. Sobre Chicho Uribe, si bien falló en el gol que le dio la clasificación a Chile, lo cierto es que fue el chivo expiatorio de un proceso lleno de errores en el que Uribe era la parte más débil y fácil de atacar. Aparte de los dirigentes nefastos, los grandes culpables de esa debacle fueron Scarone, Chiarella y Coutinho.

Anónimo dijo...

Tengo los Ovación de esa época, es más el No. 1 sale justo para el primer partido en Lima contra los chilenos. En estos ejemplares, sobre la actuación de Chicho Uribe en los dos primeros partidos se habla de una actuación regular en Lima y una más que aceptable en Santiago. Lo que le pasó en Montevideo puede pasarle a cualquiera. Hace como dos años en El Bocón salió una entrevista a Chicho Uribe en la cuál él dice que Martínez Morosini fue el que le "pegó" con todo, le tiró barro con todo por el gol en Montevideo. Y ya sabemos cómo era de "hígado" y de falto de objetividad HMM. Ojo que no estoy diciendo que Chicho Uribe tapó bien en Montevideo.

Lucho T.

Carlos C. dijo...

Contrariamente a la posición de la revista Ovación, la prensa deportiva local expresaba en otros medios, su preocupación por la inseguridad que proyectaba Chicho Uribe, quien era en 1973 el suplente de Verderi y Burella en Defensor Lima.

Uribe, para variar, fue la parte más débil y el más vapuleado. Se tejió una leyenda negra sobre él y se le atribuyó la responsabilidad de una eliminación que tuvo muchos culpables. Lo mismo pasó con Cubillas en ese mismo proceso y ni que decir de lo ocurrido en España 1982 en que para muchos fue el gran culpable de la debacle de la selección en la justa ibérica.

Lo cierto es que Chicho Uribe no debió ser el arquero titular de esa selección, así como Rubiños no debió atajar ante Brasil en México 70 y Quiroga ante Argentina en 1978 y ante Polonia en 1982.

Anónimo dijo...

Así es, Chicho Uribe no era el indicado para tapar en las eliminatorias, ni siquiera tenia continuidad en Defensor Lima. En esos ejemplares de Ovación no dicen que el arquero debía ser Chicho Uribe, sino que estaban evaluando sus actuaciones en los dos primeros partidos.

La presencia del Loco Quiroga contra Argentina en el 78 sí que fue totalmente extraña. No recuerdo dónde ni quién lo dijo en TV, pero esta persona dijo que el designado para atajar era Otorino Sartor, pero no se sabe porqué se cambió al final. Además de argentino nacionalizado el Loco es oriundo de Rosario, en donde se jugó el partido.

Y volviendo a las Eliminatorias 73, tal como dices, y consta en los Ovación que tengo, todo el proceso fue un desastre organizativo desde los dirigentes hasta el cuerpo técnico. Una pena porque teniamos un equipazo.

Lucho T.

Carlos C. dijo...

Una cadena de errores que empezó cuando los dirigentes de la FPF no tuvieron las hormonas del caso para dejar a Barotti en el cargo luego de la gira por los 3 continentes de 1972. Aquel fue un proceso de transición que considero era necesario para renovar el seleccionado aunque debo señalar que en la nómina de Barotti había muchos veteranos o jugadores que no estaban en su mejor nivel.

La elección de Scarone fue apresurada y la presencia de Chiarella y Coutinho fue un cóctel explosivo que trató de "modernizar" el fútbol peruano con resultados muy pobres. Scarone y su comando técnico manejó pésimo la interna del grupo y cuando se empieza a generar las posibilidades de las grandes figuras a emigrar al fútbol europeo, esto generó la envidia de muchos.

Uribe más allá de estar fuera de distancia estaba fuera de forma física. Su sobrepeso era notorio y no estaba para el rigor de una eliminatoria mundialista.